miércoles, 2 de marzo de 2011

Reflect


Cuando paras a verte en algún espacio reflector, que deseas ver?

Ese mísero instante en el que estamos andando por las calles y disimulamos dar  importancia al objeto de oferta en la vitrina cuando queremos ver nuestra cara, teóricamente vista por los demás.
Deseamos estar perfectos, con buenas vistas, adrede, para pasar desapercibidos por el resto. Es algo muy irónico.

Ahora en serio, después de los resultados al verse reflejados en cualquier superfície, ¿para quién son? ¿Para tí mismo? ¿O para aquellos que realmente tendrán una idea superficial de tu ser, al verte una sola vez en los mismos lares?

Y aquellos, ¿realmente crees que funcionará una idea tan superficial? Si se quisiera estar con gente tan estúpida, para comenzar no habrías dado tanta importancia al párrafo anterior.




No hay comentarios: