jueves, 25 de febrero de 2010

El rey



Su ceguera temporal ataca a mi humilde corazón mostrando a la superficie mi compasión.

No hay comentarios: