domingo, 29 de mayo de 2011

Ab imo pectore


Los perdí con el tiempo. Mea culpa; decidí mantener aquellos que más promesas prometían y mas cercanos se ubicaban.

Intenté con todo lo aprendido inyectar felicidad en aquello. Funcionó con algunos, pero con los importantes no. Esto solo me da a entender que los que más valoraban a mi persona éso les sabía muy poco, otro error para mi.

También mis acciones, dándolas de forma como aprendí yo, de la peor manera a aquellos que más lo merecían. Consiguió esto que aquellos cercanos se contentasen y/o me alabasen, los de mayor valor se sintieron ridiculizados e insultados.
He aquí con uno de los tipos de vía de comunicación dados por el siglo veintiuno intentando localizar a los más cercanos. Bingo. Ninguno respondía, ilocalizables, invisibles, prescindibles.
Lista con aquellos postrados en un altar, imposible. Son reyes, yo un vulgar sirviente para ellos.

El castillo se esta llenando de porquería, tal y como toca por castigo lo he de limpiar, lo exige la pirámide burocrática. Están en la gloria, es lo que merecen, mientras en la asfixia de la suciedad me hallo lamentándome de mi pésima y estúpida elección.

Mea máxima culpa.

miércoles, 30 de marzo de 2011

Smile


Ese gran don de la palabra.
Una acción tan simple, infravalorada, arma de uniones.
Ya lo dice el dicho: Hablando se entiende la gente.

jueves, 24 de marzo de 2011

Las once y veintinueve minutos de la mañana.

OMG!!


 What's that?

It's.. The YELLOW SUBMARINE!!


Visto en Liverpool.
Paranoias aparte, estoy subiendo las fotos poco a poquísimo..
Tan solo es un 0'2% del total hechas.

En fin, algo es algo.

Si eres lo bastante ninja te habrás dado cuenta que la url está encima de la primera foto.
De nada.

miércoles, 2 de marzo de 2011

Reflect


Cuando paras a verte en algún espacio reflector, que deseas ver?

Ese mísero instante en el que estamos andando por las calles y disimulamos dar  importancia al objeto de oferta en la vitrina cuando queremos ver nuestra cara, teóricamente vista por los demás.
Deseamos estar perfectos, con buenas vistas, adrede, para pasar desapercibidos por el resto. Es algo muy irónico.

Ahora en serio, después de los resultados al verse reflejados en cualquier superfície, ¿para quién son? ¿Para tí mismo? ¿O para aquellos que realmente tendrán una idea superficial de tu ser, al verte una sola vez en los mismos lares?

Y aquellos, ¿realmente crees que funcionará una idea tan superficial? Si se quisiera estar con gente tan estúpida, para comenzar no habrías dado tanta importancia al párrafo anterior.




Weird


Habitualmente la gente llama raro de manera despectiva a aquel 
que es diferente o con gustos poco habituales. 

Pero si ser raro implica no dejarte llevar por modas absurdas, 
expresar tus opiniones sin importarte lo que digan los demás y, 
en definitiva, ser uno mismo, 
a mí la palabra "raro" más que un insulto me parece un halago.

Ronoa, desmotivaciones.com

viernes, 11 de febrero de 2011

FAITH



Eran las 21:38 del día de ayer, 10 de febrero de 2011.

Estaba nerviosa.

Aún no me lo creía, estaba allí, delante de un escenario donde el grupo Skunk Anansie iba a tocar.

Conste en acta que los teloneros eran muy buenos, lo malo es que no sabía quiénes eran.

No sabía que había más, ingleses o españoles, incluso me topé con alemanes.
Era impresionante, mucho público ansioso, esperando el comienzo de aquella obra maestra.

Al instante se reflejó en el telón la portada de su último álbum, Wonderlustre.
El telón era transparente y se veían sus siluetas. El público empezó a emocionarse.

Comenzó el clamor.

Subió el telón. Dio a inicio la obra maestra.
Empezó con una canción del último álbum.
Después su gran éxito Charlie big potato.

En esos momentos no podía aguantar más las lágrimas. Yo, una persona que no encontraba la fe ni la tranquilidad en nada actual, ni en este país donde nos roban las libertades cada día, en ese concierto me olvidé de todo lo demás.

Me olvidé de mi nombre, de quién era. En aquel instante que duró un suspiro, en el cual maldije más que nunca la teoría de la relatividad, estaba hechizada por aquel sonido único, perfecto, que no precisaba de memeces tales los que usan los cantantes de ahora para intentar ser música, que solo conseguían un intento baratero para atraer a quinceañeras excitadas.

A ellos no les hacía falta, eran calidad. Dos horas de armonía que aparentaron segundos de lo precioso que fue.

Ya les gustaría a muchos artistas actuales saber cantar como Skin, una gran contralto que hacía unos falsetes dignos de admirar, junto a unas técnicas vocales que a cualquier conocedor de música haría temblar de emoción.

No puedo expresar cómo me sentía allí, me quedaría corta. Solamente pude expresar mis sentimientos con lágrimas de felicidad. No era la única, las personas que había a mi alrededor lloraban.

Mi piel se eriza cada vez que recuerdo su voz.
Me tiembla otra vez la barbilla.
Se me asoman las lágrimas a la vista al cerrar los ojos y sentirme otra vez en aquel lugar.

Eso era música.